Desnudarte sin tocarte

Escribirte es como hacerte el amor

más allá de los cuerpos

porque entro en tu piel,

penetro tu alma y nos hacemos de todo,

jugamos a todo, bañados en deseo.

La pasión que se nos viene

y se nos derrama, va recorriéndonos;

la veo fluir, la siento palpitar con cada letra

que se despoja de mis manos.

Siento tocar tus muslos,

tus senos, tu cuello,

no dejo nada de ti sin ser tocado por mí.

Hacerte el amor al entrar por tu mirada,

invadirte, hacerte mía entre suspiros, sonidos;

reclamar tu cuerpo como mío.

Escribirte, amarte con intensa locura.

Es soñar pero sentir al mismo tiempo

que logras percibirme muy cálido,

inundándote de mí al estar dentro de ti;

sentirte como me abrazas entre tus piernas,

me destruyes pero al mismo tiempo me refugias en ti.

Puedo tener la piel explotando en su calor,

todo lo que generas en mí al pensarte, al escribirte.

Es una seducción a distancia,

sin haber un abismo ni puentes;

es seducir tu alma, desnudarla,

consentirla sin dejar de pensar en tenerte.

Es una seducción lejana, tan cercana

que las manos me tiemblan,

cierro los ojos e imagino que me rodeas,

me resguardas, me proteges del alba;

llegas siempre de varias formas a mi mente,

de varias maneras

pero siempre terminamos

entrelazando las almas en una divina,

dulce explosión de estrellas

al culminar el deseo que hemos dejado latir.

Por esto, y más, me gusta mucho escribirte

para que sientas un poco de mí.

Luis Antonio Gonzalez Silva

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

div#stuning-header .dfd-stuning-header-bg-container {background-image: url(https://yorgasmic.com/wp-content/uploads/2019/01/freestocks-org-rNPfyRYqjHY-unsplash.jpg);background-size: initial;background-position: top center;background-attachment: initial;background-repeat: no-repeat;}#stuning-header div.page-title-inner {min-height: 630px;}